Catholic Diocese of Spokane, Washington


La Paz Este Con Ustedes

"El Papa Francisco y la reforma del gobierno de la Iglesia"


por el Sr. Obispo Mons. Blase J. Cupich

(Del edición 16 mayo 2013 del Inland Register)

El Papa Francisco anunció este pasado 13 de Abril de este año, exactamente a un mes de su elección, que el estableció “un grupo de ocho Cardenales para que ellos lo asesoren en el gobierno de la Iglesia y para hacer un proyecto de estudio de revisión de… la Curia Romana”. Cada Cardenal proviene de cada continente de nuestro planeta. El único Cardenal de los Estados Unidos de América es el Cardenal Sean O’Malley, de Boston.

Estas son nuevas y viejas noticias. Lo nuevo es que el Papa dijo que estaba haciendo esto en respuesta a las discusiones que se llevaron a cabo con antelación y durante el cónclave que lo eligió. Varios Cardenales insistieron mucho sobre el hacer cambios necesarios en el funcionamiento de la Curia Romana. No era ningún secreto que algunos problemas debían abordarse: como el mejorar la comunicación entre las diferentes oficinas de la Curia Romana y con el resto de la Iglesia; y la mayor transparencia a la hora de tomar decisiones. También hubo algunos desafortunados escándalos relacionados con documentos filtrados que dominaron las noticias y que no podían quedar desatendidos. Los Cardenales dejaron en claro, durante las reuniones del cónclave, que el nuevo Papa debe de buscar la ayuda del resto de los Obispos para poder gobernar la Iglesia.

Pero también esta es una vieja noticia, ya que el Concilio Vaticano II dejó en claro que los Obispos constituyen un solo cuerpo, que trabaja juntos de manera colegiada. La Iglesia “es gobernada por el sucesor de Pedro y por los Obispos en comunión con él.” Son los Obispos lo que, como “los sucesores de los apóstoles, que junto con el sucesor de Pedro, el Vicario de Cristo y la cabeza visible de toda la Iglesia, gobiernan y rigen la casa del Dios viviente”.

Esto significa que todos los Obispos deben de estar preocupados por la Iglesia universal y por todas las Iglesias, no sólo por su propia Iglesia local. O, para decirlo otra forma, cada Obispo, junto con los demás Obispos, es responsable de la Iglesia. Existe una responsabilidad conjunta y recíproca. Esto no es un desafío al Primado Papal, pero respeta el modelo eclesial de Corresponsabilidad: “El orden de los Obispos, que sucede al Colegio Apostólico y da continua existencia al Cuerpo Apostólico, es también el tema del poder supremo y completo sobre la Iglesia universal, siempre entendemos este cuerpo junto con su cabeza el Romano Pontífice y nunca sin esta cabeza”.

El Papa Francisco se dio cuenta de que la Iglesia trabaja mejor cuando se trabaja en conjunto y, por esto, él está llamando a los Obispos, inicialmente a través de estos ocho que nombró Cardenales, para que le ayuden a tomar un nuevo camino para organizar más eficazmente el funcionamiento de la Iglesia y en sintonía con las necesidades de todos.

Estos son días muy emocionantes para la Iglesia y se anticipan que veremos algunas reformas en la manera de tomar decisiones y cómo las diversas oficinas de la Curia Romana se comunicarán mejor entre sí y con el resto de la Iglesia.

En este caso, las nuevas noticias no son sólo viejas noticias, sino buenas noticias.

- Tradujo Padre Miguel Mejia


Home


WEB CONTACT

© The Catholic Diocese of Spokane. All Rights Reserved