Catholic Diocese of Spokane, Washington


La Paz Este Con Ustedes

"Una estrategia para el respeto de la vida que es coordinada, comprehensiva, comunal y Católica"

por el Sr. Obispo Mons. Blase J. Cupich

(Del edición 15 mayo 2014 del Inland Register)

En los últimos cuatro años las tres diócesis del Estado de Washington han tenido un nuevo liderazgo. En el Otoño del 2010 yo fui nombrado Obispo de Spokane y unos meses después el Arzobispo Sartain y el Obispo Tyson fueron nombrados a las diócesis de Seattle y Yakima respectivamente.

Un poco después nosotros nos reunimos para tener nuestra primera junta como los Obispos Católicos del Estado de Washington, todos estuvimos de acuerdo de darle una atención especial a desarrollar una estrategia para la defensa de la vida. Decidimos que esta estrategia debía ser coordinada, comprensiva, comunal y auténticamente Católica.

No solamente querí-amos tener una estrategia que reflejara la dirección dada por la conferencia de los Obispos Católicos de los Estados Unidos, sino también una que le dejara claro a nuestros feligreses todo lo que un verdadero camino Católico debe incluir.

Nosotros reconocemos y respetamos que hay otros grupos e individuos quienes están dedicados y trabajan mucho para promover la dignidad de la vida humana en nuestro estado. Nosotros cooperamos con ellos cuando y donde es apropiado. Sin embargo, nosotros también nos damos cuenta que algunos de estos grupos e individuos se enfocan solamente en un aspecto o algunos de los aspectos de la agenda de la defensa de la vida. Algunos solamente luchan para que se termine la pena de muerte. Otros se preocupan solamente por el aborto o eutanasia. Desgraciadamente algunos grupo utilizan tácticas y un lenguaje tan duro que los Obispos consideran que es contra productivo para la causa. Tales divisiones dentro de la comunidad que lucha por defender la vida hacen que muchos Católicos se alejen y no se envuelvan. Este es un problema pastoral que no podemos ignorar y admitimos que la promoción por el respeto a la vida humana es un deber de todos.

Al crear una forma para el respeto a la vida humana que es verdaderamente Católica, nosotros como Obispos nos hemos comprometido a desarrollar un camino que incluya todos los aspectos que tienen que ver con la vida y que está más allá de una visión política que desgraciadamente muchas veces ofrece más fuego que luz. También nos hemos comprometido a buscar un camino que ha sido promovido por el Papa Francisco, uno que nos ayuda a crear un ambiente donde hay un diálogo honesto y civil, especialmente con los que se oponen a nosotros; un camino donde las personas más vulnerables reciban el apoyo de toda la sociedad.

En la última junta de los Obispos del Estado de Washington, los tres Obispos decidimos tomar dos iniciativas que servirán como punto de referencia para el camino que estamos tomando para promover el respeto y la defensa de la vida y la dignidad humana en nuestras parroquias.

La primera es una conferencia a nivel estatal la cual ha sido programada para el 24 y 25 de Octubre en Tacoma y se llama “La Piedra Angular: Construyendo Una Cultura de Vida.” Los Obispos de las tres diócesis asistirán y participarán. Habrá presentaciones por personalidades reconocidas nacionalmente e incluirán muchos temas entre los cuales están la protección de la vida de los no nacidos (aborto), los ancianos y enfermos (suicido asistido por doctores) y aquellos que esperan la pena de muerte. Ustedes pueden visitar la página de internet de la Conferencia Católica titulada la Piedra Angular www.cornerstonecatholic.com. La registración para la conferencia comenzará en Mayo.

La segunda iniciativa se llama PrePareS, que significa en Inglés apoyo durante el embarazo y preparación para ser padres. Esta iniciativa Católica le ayuda a mujeres y parejas durante y después del embarazo, hasta que el niño cumpla cinco años. Este método quiere salvar las vidas de muchos niños antes de nacer, hablándole a las mujeres de situaciones que normalmente no les permiten escoger la vida de sus niños.

Como dice Lisa Green, la coordinadora del Programa de Asistencia y Preparación para Padres (CAPA), “el sistema de PrePareS va a caminar con aquellas mujeres, hombres y familias que están esperando bebés, quienes no tienen un apoyo saludable. Ellos podrán tener acceso a mentores y servicios completos desde que se den cuenta que están embarazados hasta que el bebé cumpla cinco años. Los servicios que este sistema de PrePareS tiene incluyen: el recibimiento de nuevos clientes y una evaluación por un equipo profesional, exámenes de embarazo, mentores en las parroquias para padres y madres, entrenadores regionales que ayuden a los mentores y voluntario en las parroquias, grupos de apoyos para padres, consejería conyugal e individual, y una respuesta rápida a necesidades como: pañales, ropa, leche y casa.”

Ahora que comenzamos PrePareS sabemos que es importante tener un camino específico para comunicarnos con los padres que necesitan apoyo por eso vamos a poner pizarrones en las carreteras más importantes del estado con el número 1-800, utilizaremos los medios de comunicación, el internet, comerciales en los transportes públicos, pondremos anuncios en la radio y los periódicos. Esto también significa que tal vez primero tengamos que ayudar a estos hombres y mujeres con necesidades primaria como pañales, ropa, comida y asegurándonos que alguien compasivo les de la mano.

Aunque hay otros detalles que tenemos que resolver, pensé que era importante anunciar estas noticias, porque es un programa del que todas las familias Católicas pueden estar orgullosas de involucrarse. La meta es simplemente la promoción y la protección de la vida de los no nacidos, no solamente hasta que nazcan sino después también. En pocas palabras, con esto estamos diciendo que no solamente apoyamos el nacimiento, sino que estamos auténticamente y completamente a favor de la vida.

Mi propia experiencia pastoral me ha enseñado que muchas veces las mujeres que piensan en tener un aborto es porque tienen miedo de estar solas y ser abandonadas no solamente al traer al niño a este mundo sino después durante su educación y crianza. PrePareS es un método realmente Católico que se asegura que este mundo sea realmente seguro para el niño y de que crezca con el apoyo de la comunidad. Una vez más, este programa nos recuerda que no es suficiente apoyar la vida de la concepción al nacimiento. Es mejor caminar con estos niños y con sus padres durante los primeros años que son tan importantes para su formación. Al hacer esto demostramos que de verdad queremos crear una cultura donde se respete la vida demostrándole a la mujer que la vamos apoyar de varias maneras si decide tener a su niño.

Invito a todos los Católicos, especialmente a aquellos que ya están envueltos en el movimiento de defensa para la vida, a que apoyen y cooperen en estos esfuerzos y se unan a los Obispos. La Conferencia estatal y el programa PrePareS, que se hará con la ayuda de las Caridades Católicas y de muchas otras agencias, prometen elevar la manera en que defendemos estos asuntos arriba de políticas en las que a veces se pierden estos asuntos tan importantes. Todavía más importante es que la decisión tomada por los Obispos nos ayuda a que unamos nuestros recursos en una agenda que es comprehensiva y efectiva – una que es coordinada, comprehensiva, comunal y auténticamente Católica.

Los que necesitan nuestra voz necesitan que hablemos con una sola voz.

- Tradujo Padre Miguel Mejia


Home


WEB CONTACT

© The Catholic Diocese of Spokane. All Rights Reserved