Catholic Diocese of Spokane, Washington



From the

Official News Magazine of the Diocese of Spokane

Deacon Eric Meisfjord, Editor
P.O. Box 48, Spokane WA 99210
(509) 358-7340; FAX: (509) 358-7302


‘Ama a tu Dios, Con todo tu Corazón, con todas tus fuerzas y al Prójimo, Como te amas a Ti mismo’

por la Hermana Myrta Iturriaga SP

(Del edición 7 julio 2005 del Inland Register)

¡Como te amas a Ti mismo!

Creo que hemos puesto muy poca atención a esta parte del mandamiento.

Vacaciones, es el tiempo que el Señor nos da para reponernos del desgaste físico, psicológico y espiritual.

Las comunidades religiosas tenemos un tiempo de retiro espiritual, una semana, para revisar nuestra vida y mas que nada, entrar en contacto con el dueño de la vida.

La vida es un don precioso que Dios nos ha confiado, es la presencia de Dios mismo en nosotros.

El mundo de hoy vive en una continua tensión, somos arrastrados en una corriente que nos ahoga, corremos con todo el mundo sin darnos cuenta del estrés, del agotamiento que llevamos cada día.

Nuestras relaciones humanas se hacen mas superficiales, poco a poco vamos perdiendo el sentido de la verdadera amistad, de saber escucharnos unos a otros, de apoyarnos, porque no tenemos tiempo.

No podemos tener relaciones sanas, cariñosas, generosas,…si no tomamos el tiempo para cuidarnos, y amarnos de verdad. Cuando no descansamos todos los que viven a nuestro alrededor, pagan las consecuencias, nuestro mal humor, el no tomar las cosas con calma, el precipitar nuestra opinión sobre las personas y/o situaciones.

Jesús, siempre tuvo tiempo para retirarse, con sus discípulos o solo, en la montana o junto al lago.

Tenemos que ser concientes que ese tiempo no se hace solo, que con firmeza, decisión y valor tenemos que detenernos, sabiendo que si lo hacemos seremos mejores esposos/as, padres, amigos, patrones y empleados. Seremos mejores con todos los demás y haremos un trabajo mejor.

Este tiempo de vacaciones tiene que ser un tiempo suficientemente largo, para realmente cuidarnos, renovarnos, fortalecer nuestras relaciones familiares, sentirnos nosotros mismos en relación sana con la creación, con los demás y con Dios mismo en forma relajada y sana.

La sociedad de consumo en la que estamos viviendo nos arrastra y nos hace creer que seremos mas felices si tenemos mas dinero, mas y mejores cosas, o tratando de complacer a los demás, a costa de nuestras propias necesidades. Eso es una gran mentira, mientras mas descansado estés mejores serán tus relaciones y tendrás mas fuerzas para hacer lo que tienes que hacer.

Jesús nos dice, “Yo vine para que tengan vida y la tengan en abundancia.”

Preguntas de reflexión:

• ¿Tomo tiempo aparte para descansar, orar, escuchar música, caminar en el parque, ir a pescar,…?
• ¿Tengo tiempos de relajación con mi familia? ¿Tiempo para conocer mejor a mis hijos, para conversar y jugar con ellos sin apuro?
• ¿Uso mi tiempo de vacaciones, para hacer otros trabajos y me lleno de actividades que no son descanso realmente?


Inland Register archives

Home | Bishop | Communications | Parishes | Catholic Charities


© The Catholic Diocese of Spokane. All Rights Reserved

WEB CONTACT